10 motivos por los que el aumento de pecho con implante y grasa es trending en 2014

Realmente ha habido pocos cambios en relación a las técnicas del aumento mamario desde que publicamos nuestra guía del aumento de mamas. El cambio más significativo de tendencia en cuanto a nuestra técnica actual es la combinación de implantes y de injertos de tejido adiposo.

¿Combinar tu propia grasa con los implantes? 10 motivos para ser realidad y tendencia

ventajas-aumento-mamas-grasa-implantes
Prácticamente lo estamos llevando a cabo en un 70% de mujeres y se debe a varias razones.

1) Es la manera más efectiva de corregir los pechos asimétricos. Aunque disponemos de cientos de diferentes modelos y tamaños de implantes, no siempre se ajustan a la asimetría que tenemos que corregir. Es cierto que las mamas son asimétricas en un 85% de las mujeres y que humanamente es casi imposible corregirlo al cien por cien. Pero creo que hemos de buscar y lograr siempre el mejor resultado. La prótesis nos va a dar la base, el fundamento del volumen y proyección de la mama pero el injerto de grasa nos permite remodelar la mama, modificando la forma e insistiendo en aquellos puntos donde el implante no llega. Yo lo comparo a la masilla de las construcciones: si el fundamento, la base de la estructura no se puede nivelar, usas masilla o yeso para dar la sensación de nivel y simetría.

2)  Cada vez nos piden implantes más grandes. Todos los cirujanos plásticos sabemos que el implante ideal es aquel que queda dentro de los límites de la mama y cubierto por el tejido natural de la misma. Un implante excesivamente grande puede dar lugar a deformidades tipo doble burbuja, doble surco, “rippling” con visibilidad excesiva de los bordes del implante. Usando la grasa propia, podemos poner el implante adecuado en anchura y altura y posteriormente acabar de dar más volumen y forma con los injertos de tejido adiposo. Aumentamos además la cobertura del implante y ganamos en naturalidad. Así puedes conseguir un pecho grande pero sin el efecto neumático antinatural, se trata de ser feliz con tu nueva imagen, tu nuevo pecho sin que la gente detecte que son operados.

3) El uso de la grasa propia una excelente manera de incrementar el escote y dar la sensación de mamas más juntas, sin riesgo de deformidades por rotura inadecuada del pectoral, bolsillo excesivamente grande o que los implantes se comuniquen por encima del esternón (sinmastia).

4) Aunque suene a doble cirugía, en realidad no se incrementa excesivamente el tiempo quirúrgico…en nuestra experiencia, como mucho, media hora más.

5) Obtenemos la grasa de una zona corporal que afea la figura, como pueden ser los michelines de los flancos y espalda o las cartucheras.

6) Al aumentar el grosor del tejido, podemos hacer más casos de aumento subfascial y evitar el efecto de la mama dinámica (desplazamiento del implante por la acción del músculo pectoral cuando se ha puesto debajo de éste).

7) En aquellas pacientes que ya han tenido hijos, el aumento combinado con tejido adiposo sigue siendo una excelente herramienta. La remodelación corporal es ideal, ya que tratamos los efectos del embarazo de una manera unitaria y universal.

8) Con las herramientas de enriquecimiento de células madre del propio tejido adiposo («stromal vascular fraction”) y nuevos sistemas de filtración podemos obtener retenciones de un 80% del volumen de grasa que injertamos. Además, disponemos de la posibilidad de criopreservar tejido adiposo sobrante. Este se guarda en un banco de tejidos, igual que en un banco de sangre, para poder ser utilizado en un futuro (normalmente alrededor del año después de la primera cirugía). Esto permite evitar una segunda liposucción en caso que necesitamos hacer algún retoque o la paciente desee más volumen.

9) El tejido adiposo ha permitido además un antes y después en mamas tuberosas. Gracias a la extraordinaria plasticidad del injerto de grasa, podemos cambiar la forma de la mama sin necesidad de realizar complejas remodelaciones internas. La prótesis se usa para dar más volumen y proyección si es necesario.

10) Finalmente, en pacientes con complicaciones que requieren una extracción de los implantes (seromas, contracturas capsulares), podemos injertar tejido adiposo al mismo tiempo que la extracción, para evitar un colapso de la mama y mantener un volumen, que, aunque no igual que el que tenía con implantes, es suficiente para mantener una sensación de aumento y rellenar las copas del sujetador.

Los implantes y los injertos de grasa en un aumento de pecho, como podéis ver, no son por tanto excluyentes y hemos aprovechado las ventajas de ambos para obtener resultados mejores y más naturales. Esto es una realidad pero va a ser ya una tendencia mayoritaria entre los especialistas más reconocidos del aumento de pecho debido a la cantidad de ventajas que ofrece.

¿Qué es la celulitis infecciosa y cómo se trata?

Leer más

¿Qué movimientos y ejercicios se pueden realizar tras el aumento de pecho?

Leer más

¿Qué son los rellenos faciales y cuáles son sus beneficios?

Leer más

¿Quieres que te informemos sobre las últimas novedades en salud, belleza y tratamientos especiales? Sin spam.

He leído y acepto la Política de Privacidad y el Aviso Legal.
 
Dr. Jesús Benito Ruiz

Director médico y fundador de Antiaging Group Barcelona

Director de AGB, el doctor Jesús Benito es un cirujano de renombre, actual presidente de la AECEP. Miembro de diversas sociedades científicas como la SECPRE y pionero en diversas técnicas quirúrgicas, ha recibido premios y realizado publicaciones de prestigio.