Cirugía de Pecho hundido o Pectus Excavatum

¿En qué consiste el trastorno de la pared torácica o pecho hundido?

El pectus excavatum o tórax hundido o pecho en embudo (funnel chest, en inglés) es una de las deformidades más frecuentes y consiste en un hundimiento del esternón que provoca una alteración de las articulaciones de las costillas, que quedan deformadas proyectándolas, en algunas ocasiones, hacia delante.

Esta circunstancia hace que se ejerza una presión extra sobre el pulmón y corazón, lo que puede derivar en complicaciones respiratorias, cansancio, dolor de pecho, palpitaciones e infecciones frecuentes.

Resuelve todas tus dudas. Primera cita gratis y sin compromiso.

He leído y acepto la Política de Privacidad y el Aviso Legal. *
 

¿Cuál es el tratamiento para el trastorno de la pared torácica?

El tórax hundido es más frecuente en el sexo masculino y ocurre en 1 de cada 700 nacidos. A veces está asociado con otras deformidades como escoliosis o Síndrome de Poland.

Según Chiu, puede clasificarse en:

  • Tipo 1: deformidad severa y simétrica, localizada en esternón.
  • Tipo 2: deformación menos profunda pero más difusa y ancha.
  • Tipo 3: asimétrica.
Pecho hundido
Gráfico explicativo del Pectus Excavatum

La cirugía de tórax excavatum o pecho hundido más avanzada de la actualidad

Actualmente contamos con un método definitivo y seguro para solucionar esta deformidad congénita de la cavidad torácica. La compañía Anatomik Modelling crea un implante a medida basado en la deformidad torácica mediante una TAC. El implante cubre y modela todo el defecto y se implanta en profundidad, siguiendo la técnica del profesor Chavoin, cubierto parcialmente por la musculatura pectoral mayor. Las ventajas de esta técnica quirúrgica son:

  • Personalizada e individualizada en función de la deformidad existente.
  • Material de silicona blando pero sólido, con tacto similar al del esternón y definitivo.
  • Los bordes del implante se adaptan al defecto y además están cubiertos por la musculatura.
  • La operación dura unos 60 minutos. Se ha de evitar ejercicio físico durante 8-12 semanas en función del tamaño del implante.
  • La técnica se puede realizar aislada o combinada con otros tratamientos (prótesis de mama, injertos de grasa, prótesis de pectoral) en función de las necesidades del paciente.

La corrección con implantes de silicona a medida ofrece una solución segura y simple del pectus excavatum evitando cirugías abiertas de tórax y sus posibles complicaciones.

La cirugía de pecho hundido es el único tratamiento efectivo para la corrección de este defecto torácico.

Somos el único centro de referencia español en Anatomik Modelling. Los centros de referencia Anatomik Modelling han recibido una formación teórica y práctica sobre la construcción informática de los implantes 3D y las distintas técnicas de intervención (pectus excavatum, síndrome de Poland u otro falta de músculos). Estos centros ya practican los distintos tipos de intervenciones. Se realiza entonces un seguimiento riguroso y personalizado, durante el cual Anatomik Modelling escucha a los cirujanos de referencia para aconsejarles, responder a sus preguntas, recopilar sus experiencias y compartir con ellos los avances en materia de investigación. Puedes comprobarlo en la web de Anatomik Modelling.

Si te han diagnosticado o crees que sufres de tórax excavatum, pide cita con nuestro equipo de cirujanos. Es gratuita y sin compromiso y te permitirá tener toda la información que necesitas para tomar una decisión.

Artículos relacionados

TRATAMIENTOS DE RECONSTRUCCIÓN

Leer más

Tratamientos de reconstrucción / Pantorrilla

Leer más

Tratamientos de reconstrucción / Hiperhidrosis axilar

Leer más

¿Quieres que te informemos sobre las últimas novedades en salud, belleza y tratamientos especiales? Sin spam.

He leído y acepto la Política de Privacidad y el Aviso Legal.