Tabaco y Cirugía Estética

¿Cómo afecta el tabaco a la cicatrización?

El principal efecto del tabaco sobre el tejido es la hipoxia, es decir, la reducción del oxígeno en los tejidos. El oxígeno es fundamental en la cicatrización. Hay que pensar que la cirugía es un traumatismo y cuando operamos, cortamos arterias y venas que hacen que el tejido tenga menos vascularización, o ésta tiene que llegar de zonas vecinas. Si además fumamos, comprometemos seriamente esta oxigenación.

En un experimento clásico, se estudió la oxigenación en el pulgar de voluntarios y se vió que con un solo cigarrillo, se necesitaban 10 minutos para volver a tener los valores normales previos a fumar.

La nicotina causa vasoconstricción (esto es, los vasos se contraen y vuelven más pequeños reduciendo el flujo de sangre), aumenta la adhesión plaquetaria y reduce los niveles de las células necesarias para las fases iniciales de la cicatrización. La acción perjudicial sobre los queratinocitos de la piel hace que se retrase la epitelización y favorece la aparición de infecciones quirúrgicas.

¿Qué problemas puede haber tras la operación si fumo?

El tabaco puede provocar problemas de dehiscencia de herida (la herida se abre) y de infección de herida. El tabaco provoca que haya menos células de la cicatrización (fibroblastos y queratinocitos) y que el colágeno sea más débil.

En Cirugía estética las complicaciones más frecuentes son hematoma y la infección quirúrgica, especialmente en procedimientos como abdominoplastia, dermolipèctomías, reducción de mamas y ginecomastia. Esto causa una alargamiento de la recuperación postoperatoria y cicatriz inestética. En una reducción de mamas puede hacer que la areola se pierda (necrose) parcial o totalmente.

No olvidemos además que la mayor parte de estas operaciones se hacen con anestesia general. Los bronquios de los fumadores son más reactivos y hay mayor secreción de moco. Cuanto más se fuma más riesgo de bronquitis crónica, enfermedad pulmonar obstructiva, bronquiectasias… La tos del fumador tras la anestesia debido a la irritabilidad del bronquio aumenta además la posibilidad de hematoma (y si te has operado de abdominoplastia, más dolor en el abdomen debido a la tos).

¿Y el vapeo o cigarrillos electrónicos?

Pues están menos estudiados, pero como llevan nicotina pues se les aplica la misma norma.

¿Cuánto tiempo debo dejar de fumar antes de operarme?

No está demasiado claro cuál es el tiempo ideal antes de la cirugía en el que se ha de dejar de fumar. Pero los estudios realizados paracen mostrar que las complicaciones respiratorias y de infección de herida se reducen cuando se dejan al menos 4 semanas.

Muchos cirujanos recomiendan 2 semanas, pero no es concluyente que esto sea efectivo.

Por otra parte, nunca estamos completamente seguros que un paciente deje realmente de fumar. En un estudio publicado en el Plastic and Reconstructive Surgery journal, hasta un 50% de paciente confesaron que no pudieron de dejar de fumar completamente. Por supuesto que podemos hacer tests en orina para detectar metabolitos de la nicotina, pero casi nunca se hacen.

Al final, como siempre, es un tema de responsabilidad personal.

La operación de Cirugía Estética puede ser la excusa perfecta para dejar de fumar definitivamente. Le harás un gran favor a tu salud

¿Cómo eliminar la grasa localizada?
Lifting sin cirugía
Aumento de gemelos con grasa
Los Mejores Tratamientos para Eliminar Manchas Faciales
7 Trucos para Prevenir las Varices | AGB
10 PREGUNTAS FRECUENTES SOBRE HILOS TENSORES
Dieta antes y después de cirugía
Cómo perder peso
¿Es seguro bucear o volar con implantes de mama?
Reducción de pecho
Radiofrecuencia: cómo elegir la mejor
Manos viejas
La mirada en tiempos del COVID
Tipos de injertos de grasa
Banana subglútea: grasa bajo los glúteos
Hilos tensores en pómulos caídos
¿Cerrar un agujero de piercing?
Código de barras: soluciones para combatirlo
Seroma en mama
La operacion de senos despues del embarazo
Quiero quitarme los implantes de mama | AGB
Acido hialurónico para las ojeras
Cirugía del Lobulo de la oreja
El ombligo en la abdominoplastia
Desviación del tabique nasal: corregir una nariz torcida
¿Son mejores los implantes anatómicos o los redondos?
Reafirmar la piel después de la liposucción
Que son los hilos tensores espiculados
La Rinomodelación sin Cirugía | AGB
¿Qué es la bichectomía?
Cómo Eliminar las Manchas Solares de la Piel | AGB
Aumento de mamas: areolar, axilar o submamaria

¿Quieres que te informemos sobre las últimas novedades en salud, belleza y tratamientos especiales? Sin spam.

La mejor Clínica de Cirugía Plástica y Estética en Barcelona
Doctor Jesús Benito Ruiz
Dr. Jesús Benito Ruiz

Director médico y fundador de Antiaging Group Barcelona

Director de AGB, el doctor Jesús Benito es un cirujano de renombre, ha sido presidente de la AECEP y Vicepresidente de Cirugia estética de la SECPRE. Miembro de diversas sociedades nacionales e internacionalees y pionero en diversas técnicas quirúrgicas, ha recibido premios y realizado publicaciones de prestigio. Actualmente Secretario Nacional de ISAPS en España